Durante el fin de semana pasado, un grupo de pescadores encontraron un tiburón ballena en la orilla del mar y lo devolvieron a su hábitat, según informó Corpoguajira.

Hasta el lugar se trasladó una comisión de la entidad, la cual pudo establecer que el animal no presentaba heridas y medía alrededor de 6 metros. De igual forma, se pudo precisar que el tiburón ballena no se encalló, sino que llegó a la costa porque se enredó en una red de pesca y fueron los mismos pescadores quienes voluntariamente lo regresaron al mar.

Contenido sugerido: 

“Los muchachos me avisan que traen un tiburón, de inmediato les reproché y esperé su llegada para ordenar que fuera devuelto nuevamente al mar. Yo soy consciente de que esas especies hay que preservarlas, pertenezco a una Asociación de Pesca y nos explican continuamente cuáles especies se pueden agarrar y cuáles no. El animal conoció tierra, volvió y voló”, indicó Javier Martínez, pescador de Manaure.

El tiburón ballena (Rhincodon typus), es una especie cirumtropical, de hábitos pelágicos, se considera rara y escasa, amenazada a nivel internacional y su presencia a lo largo del Caribe colombiano se da porque es su zona de alimentación, se desplazan siguiendo cardúmenes de peces o pequeños crustáceos en áreas de surgencia.

“Quiero agradecerles en nombre de la Corporación Autónoma el gesto que tuvieron los pescadores de soltar el animal, lograr su protección y devolverlo a su hábitat natural”, dijo Samuel Lanao Robles, director General de Corpoguajira.

Corpoguajira hizo un llamado a la comunidad de siempre estar alerta y apoyar en la conservación de especies para que permanezcan en su estado natural y silvestre.