La empresa Cerrejón manifestó su rechazo por la presencia de una persona armada en la comunidad de Paradero, hecho que se evidenció por las  denuncias realizadas en diferentes medios de comunicación.

A su vez, la compañía hizo un llamado a las autoridades competentes para que realicen las investigaciones que permitan esclarecer los hechos sucedidos, así como implementar todas las medidas necesarias que garanticen y resguarden la seguridad de las personas de la comunidad.

Contenido sugerido:

“Independientemente de las diferencias que puedan existir frente a las visiones sobre la actividad extractiva, Cerrejón rechaza categóricamente cualquier hecho de violencia contra las comunidades”, apuntó con vehemencia la compañía.

Agregando que: “La empresa siempre ha mantenido los canales y espacios de diálogos abiertos con sus comunidades de la zona de influencia y tiene tolerancia cero con cualquier forma de violencia en el territorio, por eso cualquier insinuación que vincule esta situación con la empresa es expresamente rechazada”.

Cerrejón concluyó diciendo por medio de un comunicado de prensa que: “reafirma su compromiso con el respeto y promoción de los Derechos Humanos de sus empleados, contratistas y de las comunidades vecinas. Este tema es una prioridad para la compañía, por ello cuenta con una política de Derechos Humanos alineada con altos estándares internacionales e implementa un proceso de debida diligencia robusto que incluye solicitar a las autoridades correspondientes cualquier evento contra la integridad, en consonancia con la Declaración Conjunta por la Vida de las Empresas del Carbón, una iniciativa que condena las amenazas contra la vida y ratifica el compromiso de trabajar con el Estado y la sociedad civil en la protección de los líderes sociales en La Guajira”.

Fuente: Comunicaciones Cerrejón.