Cada 17 de junio se celebra el Día Nacional de los Suelos y el Día Mundial de la Lucha Contra la Desertificación y la Sequía, para este año la fecha se conmemoró con el lema “Los suelos de Colombia: un compromiso de todos” en diferentes partes del país con diversos eventos.

En el marco de esta fecha el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible participó en la declaratoria de la Alianza Nacional por el Suelo, que busca integrar a diferentes autoridades ambientales y entidades de investigación, para la conservación de los suelos y su gestión sostenible.

Otras organizaciones e instituciones que se unieron  a esta alianza fueron la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), el Instituto Geográfico Agustín Codazzi (Igac), la Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria (Agrosavia) y la Sociedad Colombiana de Ciencia del Suelo.

Teniendo en cuenta que para el año 2030 el Gobierno Nacional tiene  como meta lograr neutralizar o disminuir la degradación de la tierra en Colombia, esta Alianza contribuirá a la implementación de las metas establecidas en la Política para la Gestión Sostenible del Suelo y en el Plan de Acción Nacional de Lucha contra la Desertificación y la Sequía, incorporado en el Plan Nacional de Desarrollo ‘Pacto por Colombia, Pacto por la Equidad’.

En este sentido, la región Caribe y Andina, fueron seleccionados como las zonas priorizadas, con base en criterios ambientales, sociales, políticos, económicos y de conflictos, al ser territorios con una mayor degradación de la tierra.

Así mismo, en el marco de las metas propuestas durante la Convención de las Naciones Unidas para la Lucha Contra la Desertificación y Sequía, se han ejecutado las siguientes acciones:

• Cerca de 3.000 hectáreas han sido restauradas en las áreas protegidas del departamento del Atlántico y se han identificado corredores biológicos en los municipios de Usiacuri, Luruaco y Piojo, de ese mismo departamento.

Por otra parte, se han entregado hornillas o estufas ecológicas a 2.000 familias de la región para disminuir la tala de árboles y el consumo excesivo de leña.

• 3.400 hectáreas de suelos han sido rehabilitadas por problemas de deforestación, conflicto por uso y erosión en la cuenca de los ríos Sinú, San Jorge y Canalete, municipios costeros de Canalete, Puerto Escondido y Los Córdobas.

• Cerca de 400.000 hectáreas de bosques han sido conservadas en la cuenca baja de la quebrada Chimicuica y en los municipios de Santa Ana y Santa Bárbara de Pinto, en el departamento del Magdalena, mediante el establecimiento de áreas protegidas.

• 1.000 hectáreas de bosques han sido conservadas en cuencas de abastecimiento de acueductos en los municipios de La Paz, Manaure y Agustín Codazzi, en el departamento del Cesar, y se han conservado 1.000 hectáreas adicionales en el Parque Los Besotes, en Valledupar.

• Se han establecido y fortalecido proyectos productivos sostenibles en el sector agrícola y ganadero para mejorar la productividad de los suelos en el departamento del Magdalena.

• Se ha logrado un mejoramiento de la productividad de los suelos agropecuarios en la región de La Mojana con reconversión tecnológica y mejoramiento de prácticas de uso de suelos.

Cabe resaltar que la Política para la Gestión Sostenible del Suelo sigue implementándose con total éxito, contribuyendo al desarrollo sostenible y al bienestar de los colombianos, a través de sus seis líneas de acción:

• Fortalecimiento institucional y armonización de normas y políticas.
• Educación, capacitación y sensibilización.
• Fortalecimiento de instrumentos de planificación ambiental y sectorial.
• Monitoreo y seguimiento a la calidad de los suelos.
• Investigación, innovación y transferencia de tecnología.
• Preservación, restauración y uso sostenible del suelo.

Fuente: Comunicaciones MinAmbiente.