En el Día Mundial del Guardaparques, Parques Nacionales Naturales de Colombia resalta este viernes 31 de julio la labor que realizan los funcionarios y contratistas de la entidad, que trabajan en pro de la protección y conservación de más de 22 millones de hectáreas protegidas de carácter nacional, ubicadas a lo largo y ancho de nuestro país.

Ser un guardaparque es estar dispuesto a estar lejos de su casa y de sus seres queridos, a trabajar incansablemente, todos los días, cada hora, para proteger y conservar el bienestar ambiental de los colombianos.

Ser un guardaparque significa cumplir un sueño que se hace realidad con las acciones de hombres y mujeres comprometidos con el futuro de nuestro país; hombres y mujeres que creen que para tener una mejor sociedad es fundamental conservar las áreas protegidas.

“La labor que realizan los guardaparques para la conservación de estas áreas, permite que los colombianos puedan disfrutar de diferentes servicios ecosistémicos que ellas brindan como la provisión de agua, la regulación del clima a través de los bosques, la generación de oxígeno, la mitigación de los impactos de los desastres naturales con la estabilización del suelo, la reducción y mitigación de inundaciones, la protección de las costas, y hábitat de miles de especies de fauna y flora, entre otros servicios”, afirma la entidad.

Por eso, en este día se le rinde un homenaje a todos nuestros guardaparques, porque han hecho de la conservación de la naturaleza su proyecto de vida, pero, sobre todo, porque nos han enseñado a todos los colombianos a cuidar y a proteger la vida.

“A ellos que trabajan en cada uno de nuestros Parques Nacionales, queremos decirles que, hoy y siempre, estamos con ustedes”.