Ante la falta de pago de obligaciones pendientes por concepto del servicio de energía se llevó a cabo una diligencia de embargo y secuestro en la Sociedad Médica Clínica Riohacha S.A.S., ordenada por el Juzgado Primero Civil del Circuito de Riohacha.

Momentos en que la secuestre sale con equipos de oficina. luego de la diligencia.

La diligencia fue realizada por el Juez segundo civil municipal de Riohacha y fueron entregados en depósito a la secuestre equipos informáticos por la deuda que tiene la entidad de salud con Electricaribe por el orden de los $1.050 millones.

Esta decisión nace de otro proceso legal iniciado por Electricaribe y notificado a los representantes legales de la Clínica Riohacha con el fin de lograr un acuerdo para el pago de la deuda por la prestación del servicio de energía eléctrica, pero no se ha podido concretar entre las partes.

Cabe mencionar que en el mes de septiembre de 2018, se realizó otro procedimiento judicial en el que se embargaron equipos de imagenología, odontología y computadores.